El Taxi
Image default
Sin categoría

Camila Parker gana el protagonismo que empezó a forjar hace más de 50 años en la sombra

La coronación del Rey Carlos III de Inglaterra ha dado mucho de qué hablar durante todo este año y sobre todo estas últimas semanas, pero lo cierto es que hay otro nombre que ha resonado con fuerza en los medios de comunicación por la trascendencia que tiene también en el día de hoy: Camila Parker. La mujer que siempre ha estado al lado del ahora rey será oficialmente ‘reina consorte’, un sueño que nunca creyó que pudiera llegar a hacerse realidad, pero, lo suyo ha sido una apuesta ¿de amor o de ambición?

La relación entre Camila y Carlos lleva más de 50 años existiendo: primero como un amor imposible y más tarde como la relación victoriosa a todos los impedimentos que habían tenido a lo largo de su vida. En 1973 se casó con Andrew Parker-Bowles a pesar de sus sentimientos por el príncipe y le aconsejó que se buscara a la mujer perfecta para construir el matrimonio que nunca podrían llegar a tener ellos (eso pensaban por aquel entonces).

En 1981, pese a su evidente atracción con Camila, el Príncipe Carlos y Diana de Gales protagonizaron el ‘Sí, quiero’ más internacional de la historia. Ella era la persona perfecta para un hombre que había protagonizado ya titulares polémicos y que buscaba asentar su cabeza, pero sobre todo su imagen como futuro heredero.

Lady Di lo vio desde el primer momento, de hecho, el mismísimo día que juró amor eterno a su marido se sintió incómoda ante la presencia de Camila en la ceremonia, algo que no se esperaba, pero que destrozó a la tan recordada icónica… y desde entonces, nada fue igual. Lo supo, desde el principio y hasta el final, ella era conocedora de la relación clandestina que su marido tenía con ella, y de hecho, llegó a denominarlo como uno de los factores principales por lo que su relación fracasó.

En 1992 ocurre lo que era un secreto a voces: el anuncio de la separación del Príncipe Carlos y Diana de Gales, un hecho que conmocionó a todos los ciudadanos, pero que provocó el rechazo total al futuro heredero. La gente se posicionó a favor de la ‘Princesa del pueblo’ y del sufrimiento que esta había pasado durante todo su matrimonio por las mentiras y los ‘feos públicos’ que había soportado por parte de su marido.

Lo que ocurre a continuación ya nos lo sabemos de memoria: en el 95 son los Parker-Bowles quienes se divorcian y dos años más tarde se produce el fatídico accidente de tráfico en el que falleció la tan querida Lady Di. Eso sí, no fue hasta 1999 cuando el Príncipe Carlos y Camila se dejaron ver juntos por primera vez tras sus divorcios: en el cumpleaños de la hermana de ella.

Para muchos, el amor triunfó, otros nunca compraron que la mujer que más había hecho sufrir a Diana de Gales acabase con el Príncipe Carlos y el rechazo es palpable hasta en la actualidad. De hecho, con la muerte de la Reina Isabel II de Inglaterra el pasado mes de septiembre vimos como el nombre de Lady Di era utilizado para recordar la relación entre ambas y las diferencias entre ambos funerales.

Camila consiguió casarse con el hombre de su vida en 2005, fue entonces cuando recibió el título de Duquesa de Cornualles… a partir de entonces ha acompañado a su marido a todas sus citas en su agenda oficial, ganando protagonismo y consiguiendo que poco a poco todos esos fanáticos de la Corona británica le hagan un hueco en su corazón.

Con información de Europa Press.

Síguenos en Google News 

DAN

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

VACACIONES DIGNAS: Vacaciones dignas entran en vigor en 2023, DOF publica el decreto | Nacional

El Taxi

Boy band cambia su nombre a petición de fans

El Taxi

Urge ONG cumplir ley que prohíbe alimentos chatarra en Oaxaca para menores

El Taxi